Los injertos de piel son un procedimiento quirúrgico en el cual se trasplanta una porción de piel de un área a otra. El sitio de donde se toma el injerto puede ser cualquier área del cuerpo, generalmente un área que se pueda ocultar con las ropas como los glúteos o la parte interior del muslo y se utiliza para cubrir un defecto. Tomar el injerto de la propia persona lesionada reduce la posibilidad del rechazo del tejido.

Los injertos de piel se pueden recomendar para:injertos

  • Lesiones extensas
  • Quemaduras
  • Cirugías específicas que pueden requerir injertos de piel para sanar
  • Áreas donde ha habido infección con pérdida considerable de piel
  • Razones estéticas o cirugías reconstructivas

Después del injertos de piel

Usted debe recuperarse rápidamente después del injerto de piel de grosor parcial. El injerto de piel de grosor total necesita más tiempo para recuperarse. Si recibió este tipo de injerto, puede necesitar permanecer en el hospital de 1 a 2 semanas.

Una vez que haya sido dado de alta del hospital, siga las instrucciones sobre cómo cuidar su injerto de piel, incluso:

  • Usar un vendaje de 1 a 2 semanas. Pregunte a su proveedor de atención médica la manera en la que debe cuidar el vendaje, como evitar que se moje.
  • Proteger el injerto de un traumatismo durante 3 a 4 semanas. Esto incluye evitar recibir un golpe o hacer ejercicios que puedan lastimar o estirar el injerto.
  • Si su cirujano lo recomienda, recibir fisioterapia.

También puede interesarle: Tratamiento de quemados